jueves, 22 de noviembre de 2012

Noche maya



Ha caído el sol al inframundo.
Se fue en busca de los amos del Xibalbá y es por eso que ahora las tinieblas se extienden de un lado al otro de la tierra.
Ha caído el sol.
Y nosotros, los hijos de la carne de Yum Kaax,  joven señor el maíz, nos ocultamos del Dios jaguar y de su astucia, porque Kinich Ajaw, amo de la noche con su manto de estrellas, reina soberano en estas tierras.
Ha caído el sol.
Ak Kin, se ha marchado, la esperanza está extraviada al igual que la luz mientras esperamos  que victorioso, ascienda una vez más, desde las raíces de la ceiba sagrada.
Malena Cid.
2012©todos los derechos reservados